clock menu more-arrow no yes

Filed under:

Un policía dispara y mata a un hombre tras una llamada doméstica en el lado sur

La policía fue llamada a un apartamento en Gresham alrededor de las 7:35 a.m. después de recibir una llamada sobre un “disturbio doméstico” entre un hombre y una mujer allí.

A crew removes a body from an apartment in the 7700 block of South Carpenter Street after a Chicago police officer shot and killed a man while answering a call of a domestic disturbance in the Gresham building on the South Side, Monday morning, Oct. 4, 2021.
Un equipo remueve un cuerpo de un apartamento después de que un oficial de policía disparara y matara a un hombre mientras respondía a una llamada de un disturbio doméstico en el edificio Gresham en el lado sur.
Ashlee Rezin/Sun-Times

Read in English

Los vecinos se reunieron el lunes en la mañana afuera de un edificio de apartamentos en Gresham cuando se corrió la voz de que un agente había disparado y matado a un hombre al que conocían por hacer trabajos manuales en la cuadra.

Intercambiaron rumores y compartieron historias, pero sobre todo hicieron preguntas sobre lo que ocurrió exactamente en el apartamento del segundo piso en la cuadra 7700 al sur de Carpenter Street.

Obtuvieron pocas respuestas por parte de la policía, que acordonó la entrada con cinta roja y se negó a responder a la mayoría de las preguntas en una conferencia de prensa organizada al final de la calle unas tres horas más tarde.

El subcomisario Rahman Muhammad dijo a los periodistas que los agentes fueron llamados al apartamento alrededor de las 7:35 a.m. tras recibir una llamada sobre un “altercado doméstico” entre un hombre y una mujer en el lugar.

“Los agentes observaron un altercado doméstico procedente del interior”, dijo. “El oficial que respondió descargó su arma de servicio, impactando a un individuo”.

Chicago Police investigate inside an apartment in the 7700 block of South Carpenter Street after an officer shot and killed a man while answering a call of a domestic disturbance in the Gresham building on the South Side, Monday morning, Oct. 4, 2021.
La Policía de Chicago investiga dentro de un apartamento en la cuadra 7700 de South Carpenter Street.
Ashlee Rezin/Sun-Times

Muhammad dijo que los oficiales fueron llamados a la vivienda por un “sujeto masculino desde el interior de la casa”, pero no quiso decir si esa persona era el hombre que fue disparado.

Dijo que se recuperó un cuchillo, pero tampoco quiso decir si el hombre lo tenía en la mano en ese momento. De hecho, Muhammad ni siquiera quiso decir que el hombre había muerto por el disparo.

Eso lo dijo más tarde un portavoz de la policía y los bomberos. El hombre aún no ha sido identificado.

La mujer fue trasladada en buen estado a un hospital, pero no estaba claro cómo o si estaba herida. Muhammad no dijo nada al respecto.

Charles Odum vive al cruzar la calle del edificio de apartamentos y dijo que conocía al hombre asesinado desde hacía dos o tres años.

“Era un buen vecino”, dijo Odum, de 57 años. “Cada vez que lo veía por la mañana recogiendo su periódico nos saludábamos”.

Neighbors watch as Chicago Police investigate inside an apartment in the 7700 block of South Carpenter Street after an officer shot and killed a man while answering a call of a domestic disturbance in the Gresham building on the South Side, Monday morning, Oct. 4, 2021.
Los vecinos observan cómo la Policía de Chicago investiga dentro de un apartamento en el edificio Gresham en el lado sur, el lunes por la mañana, 4 de octubre del 2021.
Ashlee Rezin/Sun-Times

Pero Odum dijo que la policía acudía a menudo a la casa del hombre por disturbios.

“La policía siempre viene a esa unidad, siempre hay algún tipo de discusión, ya sea él, un primo o quien sea que se quede ahí arriba”, dijo Odum.

“Odio que haya pasado esto. Es una buena persona, por lo que sé, muy educado, muy hablador”, dijo Odum. “Sólo charlábamos de cosas casuales, de la vida, por las mañanas cuando nos veíamos”.

Los vecinos dijeron que el difunto había vivido en el edificio de apartamentos durante unos cuatro años y que hacía trabajos de mantenimiento allí.

Arnita Geder, de 57 años, vive en el edificio y describió al hombre como un “alma amable”. Dijo que tenía una relación con una mujer que había dado a luz recientemente.

Geder y otros vecinos dijeron que a menudo oían discutir a la pareja.

“Él y ella se peleaban todo el tiempo”, dijo Geder. “Ayer ella se comportó de forma muy extraña. Cada vez que le decías algo, ella te contestaba molesta”.

Otra vecina, Brandy Johnson, también dijo que la policía había sido llamada numerosas veces a la casa por disputas entre el hombre y su novia.

“Los policías han estado aquí docenas de veces”, dijo Johnson.

Dijo que la novia parecía tener problemas mentales. “Caminaba hablando sola”, dijo Johnson.

Johnson dijo que el hombre era originario del West Side y que se había mudado a Gresham con su novia.

La Oficina Civil de Responsabilidad Policial (COPA, por sus siglas en inglés) estaba investigando el tiroteo.

Fue el segundo tiroteo mortal de la Policía de Chicago en un mes. El 19 de septiembre, la policía disparó mortalmente a un hombre con un cuchillo después de responder a una llamada de disturbios domésticos en Englewood, dijeron las autoridades.

Los agentes acudieron esa mañana a la cuadra 6500 al sur de Harvard Avenue y se encontraron con Turell Brown armado con un cuchillo, según la policía. Un agente le disparó a Brown, de 28 años, y más tarde fue declarado muerto.