clock menu more-arrow no yes

Filed under:

Le niegan fianza a hombre que apuñaló a buen samaritano en Berwyn

Cuando la víctima intentó evitar que el sospechoso huyera de la tienda, el hombre sacó un cuchillo y lo apuñaló cuatro veces en el pecho.

Valle’s Produce, 6323 W. Cermak Road in Berwyn
Valle’s Produce, ubicado en la calle oeste 6323 Cermak en Berwyn
Google Maps

Read in English

A un hombre de 30 años se le negó la libertad bajo fianza el sábado después de que los fiscales del Condado de Cook lo acusaron de apuñalar fatalmente a un buen samaritano que intervino después de que supuestamente atacó a una niña de 14 años y a su madre el viernes por la mañana en un supermercado de Berwyn.

Fernando Barrios enfrenta un cargo de homicidio en primer grado por la muerte de Humberto Guzmán, de 32 años, y un cargo de intento de asesinato por presuntamente apuñalar a otro hombre durante el incidente que comenzó en Valle’s Produce, anunció la policía de Berwyn el sábado.

Barrios se enfureció el viernes por la mañana cuando creyó que una adolescente cortó la fila para comprar una botella de agua en la tienda, ubicada en el 6323 W. Cermak Road, dijo el jefe de la Policía de Berwyn, Michael Cimaglia.

La niña en realidad solo le preguntaba a la cajera, quién es su madre, cuánto costaba el agua, dijo la policía.

Barrios golpeó repetidamente a la adolescente en la cabeza y luego atacó a la madre de la niña cuando ella trató de intervenir, dijeron los fiscales en la corte.

Cuando Guzmán intentó evitar que Barrios huyera de la tienda, Barrios sacó un cuchillo y lo apuñaló cuatro veces en el pecho, dijeron los fiscales.

Guzmán, del suburbio suroeste de Justicia, fue trasladado al Centro Médico de la Universidad de Loyola en Maywood, donde fue declarado muerto.

Un hombre que había estado comprando en otra tienda cercana se unió a los empleados del supermercado que persiguieron a Barrios, hasta que Barrios volteó y apuñaló al hombre en el torso, dijeron los fiscales.

Ese hombre también fue llevado al Centro Médico de la Universidad de Loyola, donde fue tratado y dado de alta.

La policía encontró a Barrios en un patio trasero en la cuadra 2300 de Cuyler Avenue y lo detuvo, dijeron los fiscales. Los oficiales recuperaron un cuchillo del bolsillo de Barrios, que supuestamente admitió haber usado para apuñalar a los hombres.

Durante su comparecencia ante la corte el sábado, Barrios dijo que “no tenía más remedio” que apuñalar a los hombres y que se estaba defendiendo.

“Creo que los empleados masculinos me estaban atacando”, le dijo Barrios al juez David Navarro.

Barrios fue advertido por el juez y un asistente del defensor público designado para representarlo que hablar más podría dañar su defensa a medida que avanza el caso.

Barrios nunca ha sido condenado por un delito y trabaja a medio tiempo para una compania de jardinería, dijo el abogado defensor.

En su decisión, Navarro dijo que no podía entender cómo una discusión acerca de alguien que se metió en la fila resultaría en la muerte de una persona.

“Las palabras ‘sin sentido’ me vienen a la mente”, dijo el juez.

Barrios debe regresar a la corte el martes.