Reunión en Brighton Park demuestra polémica sobre plan municipal de campamento para migrantes

Una funcionaria explicó que el campamento no es una solución a largo plazo sino más bien una respuesta inmediata al flujo constante de migrantes que han llegado a Chicago desde agosto.

SHARE Reunión en Brighton Park demuestra polémica sobre plan municipal de campamento para migrantes
Cientos de personas asistieron a la reunión, que se llevó a cabo sobre el plan municipal de convertir un lote en el vecindario de Brighton Park en un campamento de invierno para solicitantes de asilo.

Cientos de personas asistieron a la reunión, que se llevó a cabo sobre el plan municipal de convertir un lote en el vecindario de Brighton Park en un campamento de invierno para solicitantes de asilo.

Tyler Pasciak LaRiviere/Sun-Times

El mejor lugar para cobertura de noticias y cultura latina en Chicago. | The place for coverage of Latino news and culture in Chicago.

Read in English

Una tensa reunión comunitaria el martes por la noche en Brighton Park demostró la división entre los residentes sobre el controversial plan de la Municipalidad de convertir un sitio en el vecindario del lado suroeste en un campamento de carpas para migrantes solicitantes de asilo.

Con frecuencia estallaban porras y abucheos entre los cientos reunidos en el auditorio de la secundaria Kelly High School, 4136 S. California, cada vez que alguien hablaba a favor o en contra de la propuesta.

“Primero solucionemos nuestros problemas”, le dijo un residente inmigrante a los funcionarios.

“Tenemos que tener bondad, paz y no estar unos contra otros”, respondió otro.

Los funcionarios en la reunión no proporcionaron una fecha prevista para la mudanza de los recién llegados, diciendo que el sitio en la calle 38 y California todavía está bajo una evaluación ambiental para determinar su viabilidad.

Si el sitio de 11 acres es considerado adecuado, se necesitarán “varios días” para llevar suministros, montar las carpas y probarlas antes de recibir a los migrantes, según un folleto de la Municipalidad entregado a los asistentes.

Beatriz Ponce de León, jefa adjunta de derechos de inmigrantes, migrantes y refugiados de la Municipalidad, explicó que el campamento no es una solución a largo plazo sino más bien una respuesta inmediata al flujo constante de migrantes que han llegado a Chicago desde agosto de 2022.

Casi 20,000 han llegado a la ciudad en ese lapso de tiempo. Sin suficientes camas para todos, alrededor de 4,000 han estado durmiendo en el Aeropuerto O’Hare, en estaciones de policía y al aire libre mientras esperan su reubicación, dijo.

“Es evidente que no es un lugar seguro ni una forma humana de vivir para la gente”, dijo Ponce de León. “Nuestra prioridad número uno en este momento, especialmente ahora que se acerca el invierno, es asegurarnos de que esas 4,000 personas tengan un lugar dónde estar”.

Se espera que el campamento albergue inicialmente a 500 migrantes, compuestos por familias con niños, y eventualmente hasta 2,000, dijo de León, agregando que las carpas tendrán calefacción y aire acondicionado, y el sitio será monitoreado por seguridad desarmada. El campamento también contará con comedores, baños con temperatura controlada y regaderas.

Pero muchos residentes del vecindario, que es predominantemente latino pero tiene una creciente población asiática, que asistieron a la reunión expresaron su preocupación de que el número de solicitantes de asilo en el campo condujera a riesgos de seguridad. Criticaron en voz alta a la Municipalidad por comenzar a trabajar en el sitio antes de recibir la opinión de la comunidad.

“Tenemos preocupaciones sobre nuestros estudiantes, nuestros niños, que caminan por la calle todos los días. ¿Cómo garantizamos su seguridad?” dijo Michael, residente de Brighton Park por seis años, durante la parte de comentarios públicos. “Comenzar la construcción sin decirnos nada no es un descuido, es una falta de respeto”.

La oficina del alcalde Brandon Johnson confirmó la intención de la Municipalidad de convertir el sitio en un refugio para migrantes el lunes después de que equipos municipales fueran vistos cerca de la propiedad.

La concejal local Julia Ramírez (12º) fue acusada por los manifestantes de respaldar el plan sin la participación de la comunidad. Ella negó esas acusaciones después de haber sido atacada por manifestantes durante una manifestación polémica la semana pasada.

“Después del hecho, no sabía que los camiones municipales habían estado trabajando en el estacionamiento. Yo no tenía prerrogativa de concejal en esta decisión”, reiteró Ramírez durante la reunión del martes. “No me pidieron ni me dieron un voto”.

Ramírez añadió que como la Municipalidad le “está pidiendo mucho” a Brighton Park, ella ha pedido más recursos para el barrio.

Julie Gámez, de 60 años, residente de Brighton Park desde hace 16 años, hizo eco de la necesidad de más recursos, pidiendo específicamente que la Municipalidad se enfoque en la seguridad pública en el vecindario antes de afrontar la crisis migratoria.

“Todos necesitamos tener seguridad aquí y no la hay. Salgo a las 4 de la mañana y no veo ni una sola patrulla. Ha habido robos, ha habido golpizas, tiroteos”, dijo Gámez. “Soy una inmigrante y sé que tenemos que ayudarlos, pero tiene que haber otro lugar al que puedan ir. Primero solucionemos nuestros problemas”.

Pero la vecina y buena amiga de Gámez, Esther Cadena, de 92 años, dijo que el vecindario debería recibir a los recién llegados con el corazón abierto.

“Tenemos que tener bondad, paz y no estar en contra de otros, porque somos los Estados Unidos y queremos que nos traten bien”, dijo Cadena, que vive en Brighton Park desde hace 35 años.

Arturo Jurado, maestro de matemáticas en Kelly, dijo que su familia inmigrante llegó a Chicago en 1995 cuando él era un niño y el vecindario los recibió con los brazos abiertos.

“Espero que este vecindario pueda encontrar en su corazón lo que presencié cuando era niño, que es un espíritu de bienvenida”, dijo Jurado.

The Latest
The exact terms of the trade are still unclear; however, the Sky are expected to acquire guard Moriah Jefferson, draft assets, and potentially another player in the deal.
The National Weather Service confirmed that 11 tornadoes touched down Monday night and six on Sunday. Interstate 55 remains closed in both directions near Channahon after power lines fell on the highway.
The settlement involves 12 women who were hired as paramedics, then flunked out of the fire academy by a “discriminatory,” post-hiring test so demanding and unrelated to the skills needed as a paramedic that four of the plaintiffs suffered “career-ending” hip and back injuries during the testing.
Michal Ciskal was shot and killed outside a gas station in Fuller Park Sunday while on his way to work. He was interested in cars and could make friends with anyone, his friend and roommate David Nowak said.
The Sun-Times’ annual season-opening test of fans’ optimism/pessimism is a little skewed this year. With Caleb Williams, DJ Moore, Keenan Allen & Co. and a defense on the rise, Bears fans have every right to feel good about this team. What can go wrong?