clock menu more-arrow no yes

Filed under:

Un estudiante mata a 3 y hiere a 8 en una escuela secundaria de Michigan

Las autoridades detuvieron al sospechoso en la escuela y recuperaron un arma de fuego. No revelaron inmediatamente los nombres del sospechoso ni de las víctimas.

A parent hugs a child as others come to pick up students from the Meijer store in Oxford, Mich., following an active shooter situation at Oxford High School in Oxford, Tuesday, Nov. 30, 2021. Police took a suspected shooter into custody and there were multiple victims, the Oakland County Sheriff’s office said.
Un padre abraza a un niño mientras otros vienen a recoger a los estudiantes de la tienda Meijer en Oxford, Michigan, después de una situación de tirador activo en la Escuela Secundaria de Oxford el martes.
AP

Read in English

OXFORD TOWNSHIP, Mich. — Un estudiante de 15 años abrió fuego en su escuela secundaria en Michigan el martes, matando a tres estudiantes e hiriendo a otras ocho personas, incluyendo al menos un maestro, dijeron las autoridades.

El subsheriff del Condado de Oakland, Mike McCabe, dijo en una conferencia de prensa que los investigadores todavía estaban tratando de determinar el motivo del tiroteo en la Escuela Secundaria de Oxford, en el Municipio de Oxford, una comunidad de unos 22,000 habitantes a unas 30 millas al norte de Detroit.

McCabe dijo que estaba al tanto de las acusaciones que circulaban en las redes sociales de que había habido amenazas de un tiroteo en la escuela de aproximadamente 1,700 estudiantes antes del ataque del martes, pero advirtió que no deberían creer en esa versión hasta que los investigadores pudieran investigarla.

También descartó un incidente ocurrido a principios de noviembre en el que se había lanzado una cabeza de un venado muerto desde el techo de la escuela, que, según dijo, no estaba relacionado con el tiroteo. El vandalismo llevó a los administradores de la escuela a publicar dos cartas a los padres en el sitio web de la escuela este mes, diciendo que estaban respondiendo a los rumores de una amenaza a la escuela, pero que no habían encontrado ninguna.

Las autoridades no dieron a conocer inmediatamente el nombre del sospechoso, pero McCabe dijo que los oficiales del sheriff lo arrestaron a los pocos minutos de llegar a la escuela en respuesta a una inundación de llamadas al 911 sobre el ataque, que ocurrió poco antes de la 1 p.m. Dijo que las autoridades también recuperaron la pistola semiautomática y varios cartuchos de munición que el sospechoso utilizó en el ataque.

“Dio múltiples disparos”, dijo McCabe. “Entre 15 y 20”.

Los tres estudiantes que murieron eran un muchacho de 16 años y dos muchachas, de 14 y 17 años, dijo McCabe. Dos de los heridos estaban siendo operados a partir de las 5 p.m. y los otros seis que resultaron heridos estaban en condición estable, dijo.

McCabe dijo que los padres del sospechoso visitaron a su hijo donde está detenido y le aconsejaron que no hablara con los investigadores, como es su derecho. La policía debe pedir permiso a los padres o al tutor legal de un sospechoso menor de edad para hablar con ellos, añadió.

La fiscal del Condado de Oakland, Karen McDonald, emitió un comunicado el martes por la noche en el que decía que su oficina espera emitir cargos rápidamente y que daría una actualización el miércoles.

McCabe dijo que no estaba al tanto de ningún enfrentamiento previo del sospechoso con las fuerzas del orden o si tenía algún historial disciplinario en la escuela.

La gobernadora Gretchen Whitmer también habló en la conferencia de prensa, diciendo: “Creo que esta es la peor pesadilla de todos los padres”, entre lágrimas.

El Presidente Joe Biden, antes de hacer un discurso en un colegio comunitario en Rosemount, Minnesota, dijo: “A medida que conocemos todos los detalles, mi corazón está con las familias que están sufriendo el inimaginable dolor de perder a un ser querido”.

La escuela se cerró tras el ataque, y algunos niños se refugiaron en salones cerrados mientras los agentes investigaban la escuela. Más tarde fueron llevados a una tienda de Meijer cercana para ser recogidos por sus padres.

Isabel Flores, una estudiante de 15 años de noveno grado, le dijo a WJBK-TV que ella y otros estudiantes escucharon disparos y vieron a otro estudiante sangrando por la cara. Luego huyeron de la zona por la parte trasera de la escuela, dijo.

McCabe dijo que los investigadores revisarán los videos de la escuela y buscarán en las redes sociales cualquier evidencia de un posible motivo.

Un padre preocupado, Robin Redding, dijo que su hijo, Treshan Bryant, es un estudiante de 12º grado en la escuela, pero se quedó en casa el martes. Dijo que había escuchado amenazas de que podría haber un tiroteo.

“Esto no puede ser simplemente al azar”, dijo.

Redding no dio detalles sobre lo que su hijo había escuchado, pero expresó su preocupación por la seguridad escolar en general.

“Los niños simplemente están molestos unos con otros en esta escuela”, dijo.

Bryant dijo que envió un mensaje de texto a varios primos menores por la mañana y que le dijeron que no querían ir a la escuela, y que tuvo un mal presentimiento. Le preguntó a su madre si podía hacer sus tareas por Internet.

Bryant dijo que había escuchado rumores de amenazas “desde hace mucho tiempo” sobre planes de un tiroteo.

“Uno no debería jugar con eso”, dijo sobre las amenazas. “Esto es la vida real”.

Según una carta del 4 de noviembre escrita por el director Steve Wolf, alguien lanzó una cabeza de venado a un patio desde el techo de la escuela, pintó varias ventanas con pintura acrílica roja y utilizó la misma pintura en la acera cerca de la escuela.

Sin referirse específicamente a ese incidente, un segundo post del 12 de noviembre aseguraba que “no ha habido ninguna amenaza a nuestro edificio ni a nuestros estudiantes”.

“Somos conscientes de los numerosos rumores que han circulado por nuestro edificio esta semana. Entendemos que ha creado cierta preocupación en los estudiantes y los padres”, escribieron los administradores. “Por favor, sepan que hemos revisado cada preocupación compartida con nosotros e investigado toda la información presentada. Algunos rumores han evolucionado a partir de un incidente de la semana pasada, mientras que otros no parecen tener ninguna conexión. Las interpretaciones de los estudiantes de las publicaciones en los medios sociales y la información falsa han aumentado la preocupación general.”

McCabe dijo que el incidente con la cabeza de venado no tenía “absolutamente ninguna relación” con el tiroteo del martes.

“Ese fue un incidente diferente, un estudiante diferente”, dijo.