clock menu more-arrow no yes

Filed under:

Pritzker y Lightfoot responden ante el aumento de casos de COVID-19 entre los hispanos

Hace cuatro semanas, los latinos representaban 14% de los casos de coronavirus de Chicago y nueve por ciento de las muertes. Ahora, registran 37% de los casos y 25% de las muertes.

People line up outside Tortilleria El Milagro, 3048 W. 26th St. in Little Village, to buy tortillas after it was rumored that one of the company’s factories would be closing for at least two weeks amid fears of the coronavirus pandemic, Monday, April 27, 2020.
Las cifras del COVID-19 aumentan en una ciudad donde el 29 por ciento de la población es hispana.
Ashlee Rezin Garcia/Sun-Times

Read in English

Los casos de Coronavirus están aumentando entre la población hispana de Illinois, coincidieron este miércoles funcionarios estatales y locales.

Hace cuatro semanas, los latinos representaban el 14% de los casos de coronavirus en Chicago y el nueve por ciento de las muertes. Ahora, representan 37% de los casos y 25% de las muertes. Ambas cifras continúan aumentando en una ciudad donde el 29% de la población es hispana.

En el resto del estado de Illinois la situación no es distinta. A pesar de representar menos de una quinta parte de la población del estado, los latinos en Illinois superaron la semana pasada en la cantidad de casos confirmados de coronavirus sobre todos los demás grupos raciales y étnicos.

La Alcaldesa Lori Lightfoot declaró esta situación como un asunto de “vida o muerte” y dijo que amplió el alcance de sus “equipos de respuesta rápida para todos los grupos raciales”.

El gobernador J.B. Pritzker dijo también este miércoles que de las 26,517 personas que se identificaron como hispanas, 15,959 han dado positivo por COVID-19. Esa tasa del 60% triplica el promedio estatal de infectados. La población latina en todo el estado es del 17%.

Estos datos, dijo Pritzker, “arrojan un foco preocupante sobre cuáles de nuestros residentes tienen más probabilidades de enfermarse de COVID-19”.

“Décadas de desigualdades institucionales y de obstáculos para nuestras comunidades latinas ahora se amplifican durante esta pandemia”, aseguró. “Y aunque no podemos arreglar en unos meses las fallas cometidas durante décadas, debemos avanzar en la equidad en nuestra respuesta de salud pública hoy, en todas partes y en cualquier lugar que podamos”.

Lightfoot dijo que era hora de hacer sonar la alarma “dado el fuerte aumento que hemos visto, particularmente en los últimos diez días”.

Se sospechaba que la cifra anterior del 14% de infectados era baja; esas sospechas, agregó, estaban bien justificadas.

“Sabíamos que había un recuento insuficiente de hispanos”, dijo Lightfoot. Por eso la ciudad ordenó a ”los diversos servicios que hacen pruebas para asegurarse de que incluyeran la información demográfica en los reportes”.

Pritzker dijo que su administración ha establecido acuerdos con organizaciones que hacen pruebas en áreas donde hay comunidades muy pobladas, que son más vulnerables al virus.

De los más de 200 lugares públicos de pruebas que hay en Illinois, un tercio se encuentra en comunidades con una población latina significante, dijo el Gobernador. Los siete sitios de “auto-servicio” que hay en el estado (por los que se pasa únicamente en auto) ofrecen soporte bilingüe.

Cuando Lightfoot destacó inicialmente la disparidad racial entre los infectados, los afroamericanos eran los más afectados por el virus, con 72% de las muertes por COVID-19, a pesar de ser solo el 30% de la población de Chicago. Esa participación ha disminuido levemente, pero sigue siendo un alarmante 52% de las muertes relacionadas con el coronavirus de Chicago.

Aunque Lightfoot dijo “no estar declarando victoria” ante la situación en la comunidad afroamericana, insistió en que el aumento entre los hispanos requiere de una respuesta igualmente potente centrada en los barrios con la mayor concentración de casos, incluidos La Villita, Archer Heights y Belmont-Cragin.

Esto implica:

• Lanzar una “campaña digital y de video en varios idiomas”.

• Distribuir miles de volantes y colgantes en puertas en los barrios más afectados.

• Tres reuniones virtuales del Ayuntamiento Municipal enfocadas en: personas mayores, jóvenes inmigrantes y la comunidad hispana en general.

La primera reunión virtual, para adultos mayores hispanos, será el jueves por la noche en sociedad con la organización AARP y con la cadena Univision.

Para responder a “casos entre grupos de trabajadores de industrias e instalaciones con una alta fuerza laboral de latinos”, la ciudad también está trabajando con centros de salud calificados a nivel federal y sindicatos locales, incluidos SEIU Local 1, United Here Local 1 y el Laborers District Council, para proporcionar controles y apoyos adicionales. SEIU Local 1 tiene una participación en la empresa propietaria del Sun-Times

“Nos aseguraremos de que los residentes que necesiten vivienda para pasar la cuarentena y estar en aislamiento puedan obtener acceso a las habitaciones de hotel que ya se ofrecen a las personas sin hogar o a los que son atendidos en llamadas de emergencia, dijo Lightfoot.

“Esta es una solución provisional y seguimos trabajando en opciones a más largo plazo. Esto será fundamental para las familias que viven en hogares donde hay gente de distintas edades que necesitan un lugar seguro para superar este virus, sin arriesgar la salud de sus padres, abuelos u otros miembros vulnerables de la familia “.

La Alcaldesa también culpó al presidente Donald Trump por hacer que los inmigrantes indocumentados que trabajan en hospitales, clínicas, centros de atención médica y la industria alimenticia sean más vulnerables al virus, ya que por temor buscan atención médica sólo cuando es demasiado tarde.

“Hay consecuencias de la demonización odiosa y xenófoba del Presidente hacia esta comunidad. Nunca podemos asustar a las familias en momentos de crisis y miedo”, dijo Lightfoot.

La Comisionada de Salud de la Ciudad de Chicago, la Dra. Allison Arwady, reconoció que el número de casos y muertes por coronavirus entre los hispanos probablemente “aumentará durante algún tiempo” a medida que se extienda el acceso a las pruebas y la información de los informes sea más detallada.

“Esperaría que aún veamos más muertes en la comunidad latina de acuerdo a los porcentajes que hemos visto”, dijo Arwady.

El concejal Ray López (15º), uno de los críticos más abiertos dentro del Ayuntamiento, denunció que los anuncios de la Alcaldesa “son pocos u ocurren demasiado tarde”.

Durante semanas, las pruebas para detectar el coronavirus entre los hispanos se han quedado atrás, dijo López. Y se preguntó por qué le tomó a la ciudad tres semanas y media traducir el primer “volante sustancial en un idioma que no fuera el inglés”, dijo López.

“Ella no hizo nada para abordar el hecho de que muchos de los trabajadores esenciales son.. latinos! Esas deberían haber sido las áreas de primera prioridad donde hacer las pruebas y destinar los recursos. No el último lugar”, dijo López.

“¿Justo ahora está haciendo una campaña bilingüe, a siete semanas y media de que iniciara la pandemia; cuando yo y otros hemos estado gritando a los cuatro vientos para que hagan algo por las comunidades de inmigrantes?”.

“Hemos estado reaccionando a esto desde el primer día. Hemos estado trabajando en las comunidades latinas por mucho tiempo. La diferencia es que ahora estamos viendo un aumento. Y eso es lo que nos trae aquí hoy”, dijo el concejal.