clock menu more-arrow no yes

Filed under:

Los latinos son hoy el grupo étnico con más casos de coronavirus en Illinois

Casi 13,000 personas de origen latino dieron positivo al COVID-19.

A woman wearing a protective mask walks past a closed children’s clothing store in the Hispanic, Little Village in Chicago, Wednesday, April 15, 2020.
Un factor importante para la dispersión del virus es que muchos latinos tienen trabajos esenciales y no pueden darse el lujo de quedarse en casa.
AP Photo/Charles Rex Arbogast

Read in English

Aunque representan menos de una quinta parte de la población de Illinois, los latinos en este estado han superado a los demás grupos étnicos en cantidad de casos confirmados de coronavirus.

Funcionarios estatales informaron este viernes que hay 12,979 casos de COVID-19 entre latinos—más de 200 casos por encima del número reportado entre blancos y 1,200 más que afroamericanos. Hay una cuarta parte de los 56,000 casos del estado en que no se especifica la raza o etnia de la persona contaminada.

La Dra. Ngozi Ezike, Directora del Departamento de Salud Pública de Illinois, dijo en conferencia de prensa el viernes que los hogares con muchos residentes que se ven dentro de la comunidad latina son parte de la razón por la cual hay un aumento en los casos.

“Una de las cosas más bonitas de la cultura latina es su unión familiar. Pero esa situación en la que abuelos, padres e hijos viven juntos, significa que habrá una difusión más fácil del virus”, dijo Ezike.

Otro factor importante para la dispersión del virus es que muchos latinos tienen trabajos esenciales y no pueden darse el lujo de quedarse en casa, particularmente aquellos que son inmigrantes indocumentados.

“Muchos latinos están en la primera línea de contagio y no pueden practicar la distancia social exigida. Es un privilegio que no todos tenemos”, aseguró la Dra. Marina del Ríos, quien trabaja en el área de emergencias del Hospital de la Universidad de Illinois en Chicago.

Del Ríos dijo que los latinos han estado ingresando a su departamento de emergencias en grandes cantidades durante semanas, pero reconoció que antes “no tenía los números para respaldarlo porque nos faltaban pruebas”.

Los latinos que hablan casi únicamente español también están teniendo dificultades para comunicar sus síntomas a los médicos, dijo Del Ríos, especialmente porque los hospitales han restringido o prohibido que ingresen los acompañantes durante la pandemia.

“Prohibir el ingreso de acompañantes significa que cuando viene una abuelita y no habla inglés, a veces no hay nadie para traducirle”, dijo.

“He escuchado historias de personas que han ido al hospital y debido a que no pudieron comunicar cuán enfermas estaban, las enviaron a casa sin las instrucciones adecuadas sobre cuándo deberían regresar. Y cuando regresan, ya es demasiado tarde “.

Hasta el momento, 351 latinos en Illinois han muerto por COVID-19, en comparación con 868 afroamericanos y 1,022 blancos o anglosajones. Los latinos representan el 17% de la población del estado, los afroamericanos representan el 14% y los blancos el 60%.

Carlos Ballesteros es integrante de ‘Report for America’, un programa de periodismo sin fines de lucro que tiene como objetivo reforzar la cobertura del Sun-Times en el sur y oeste de Chicago.