clock menu more-arrow no yes

Filed under:

Organizaciones comunitarias se unen para combatir la violencia y abordar el sistema penal

Se espera que esos abogados puedan atender mejor las necesidades de sus clientes no solo en el sistema de justicia penal, sino también conectándolos con servicios que pueden mejorar su calidad de vida.

Yolanda Fields (from left), executive director at Breakthrough, speaks Tuesday, Sept. 7, 2021 to Lawndale Christian Legal Center employees Diamond Texas, Carli Taylor and Asha Grayson. They were chatting after a news conference to announce that the legal center will provide attorneys to three nonprofit social service agencies through a new coalition, Justice Rising: Project 77.
Yolanda Fields (izquierda), directora ejecutiva de Breakthrough, habla el martes con empleadas del Centro Legal Lawndale Christian.
Pat Nabong/Sun-Times

Read in English

Cuatro organizaciones no lucrativas del lado oeste han formado una coalición con la esperanza de fortalecer la seguridad pública a través de asistencia legal sin costo y servicios sociales integrales para niños y adultos jóvenes.

“Durante décadas hemos gastado billones de dólares en la vigilancia, el enjuiciamiento y el encarcelamiento de comunidades principalmente negras y latinas en Chicago”, dijo Cliff Nellis, director ejecutivo del Centro Legal Cristiano Lawndale en una conferencia de prensa el martes.

“Esto ha provocado... un número masivo de antecedentes penales debilitantes permanentes [y] largas condenas de prisión, y ha incrementado el ciclo de pobreza, el ciclo de violencia y la desigualdad racial en nuestra ciudad”.

Esa coalición, Justice Rising: Project 77, tiene como objetivo romper esos ciclos.

Un miembro de la coalición, el Lawndale Christian Legal Center, 1530 S. Hamlin Ave., asignará un abogado para que esté presente en cada una de las otras tres organizaciones sin fines de lucro de la coalición: Breakthrough, 3219 W. Carroll Ave,. en East Garfield Park; CONSTRUIR, 5100 W. Harrison St. en Austin; y los Centros New Life de Chicago, 3908 W. Hirsch St.

Esos tres abogados brindarán ayuda legal gratuita a los clientes potenciales que tengan casos pendientes en las cortes de menores y adultos del Condado de Cook.

A medida que el abogado se ocupa de los problemas legales de los clientes, también puede dirigirlos a los servicios sociales a los que cada grupo puede ofrecer.

Ese enfoque holístico puede incluir asesoramiento sobre los traumas, preparación laboral, acceso a vivienda, orientación espiritual, prevención de la violencia y atención médica. La iniciativa atenderá a jóvenes y adultos hasta los 24 años.

“Justice Rising es un grupo de líderes comunitarios que creen que debemos transformar el sistema de justicia penal para todos los jóvenes menores de 25 [años] desde cero”, dijo Nellis en la conferencia de prensa. “Esta es una iniciativa de prevención de la violencia, prevención del crimen y seguridad pública”.

Nellis dijo que la asociación también ayudará a los abogados a comprender los problemas sistémicos que enfrentan ciertas comunidades, problemas en la raíz de la violencia. Como resultado, se espera que esos abogados puedan atender mejor las necesidades de sus clientes no solo en el sistema de justicia penal, sino también conectándolos con servicios que pueden mejorar su calidad de vida.

La coalición espera traer asociaciones similares a las 77 áreas comunitarias en Chicago. No se sabe cuándo la iniciativa pueda crecer en toda la ciudad.

Por ahora, costará aproximadamente $300,000 por sitio para cubrir a abogados, trabajadores sociales y trabajadores de alcance comunitario. Esa cifra no incluye el costo de los servicios sociales reales.

La coalición espera expandir el programa a cuatro vecindarios más para fin de año.

Manny Ramos es reportero del proyecto ‘Report for America’, un programa de periodismo sin fines de lucro que tiene como objetivo reforzar la cobertura del Sun-Times sobre los problemas que afectan a las comunidades en el sur y oeste de Chicago.