Otra demolición pondría a prueba a los residentes de La Villita

Es mejor que Hilco Redevelopment Partners y los funcionarios de la ciudad hagan bien las cosas en un vecindario que ha sufrido muchos golpes.

SHARE Otra demolición pondría a prueba a los residentes de La Villita
CRAWFORD_041420_6.0.jpg

La demolición fue otra cachetada a un vecindario que ha sufrido muchos golpes en los últimos años.

Tyler LaRiviere/Sun-Times

La Voz es la sección en español del Sun-Times, presentado por AARP Chicago. 

Read in English

La alcaldesa Lori Lightfoot dice que, por razones de seguridad, debe hacerse otra demolición en la planta de carbón cerrada en el vecindario de La Villita en Chicago. Si ese es el caso, Hilco Redevelopment Partners y los funcionarios de la ciudad deberían hacerlo bien esta vez.

El 11 de abril, tres semanas después que la orden de quedarse en casa por el coronavirus fuera emitida, una implosión fallida de una imponente chimenea vieja en ese sitio cubrió el vecindario de humo, tierra y polvo.

Fue otra cachetada a un vecindario que ha sufrido muchos golpes en los últimos años.

Los últimos desafíos para La Villita incluyen el mayor número de casos confirmados de coronavirus en el estado. Más de 2,600 personas que viven en el código postal 60623 de ese vecindario han dado positivo al virus.

Y esto está sucediendo cuando un hospital que atiende a la comunidad, el Saint Anthony, lucha por mantener sus puertas abiertas. El estado ha venido recortando sus aportaciones de fondos desde la época del ex gobernador Bruce Rauner. El CEO de Saint Anthony, Guy A. Medaglia, me dijo en un correo electrónico que son las donaciones y los fondos federales para el alivio del coronavirus mantienen al hospital en funcionamiento.

Esta comunidad mexicoamericana no descansa.

El vecindario es muy conocido por su corredor comercial de la calle 26, con sus numerosos restaurantes y tiendas mexicanas, uno de los principales generadores de ingresos a la ciudad.Después de la Gran Recesión, la calle 26 tardó años en recuperar su vitalidad. Pero se puso de pie, a pesar de las luchas del barrio contra la violencia.

Ahora La Villita enfrenta otra recuperación difícil, una que se hará aún más difícil debido a las continuas amenazas de redadas de inmigración por parte del presidente y su desprecio por las personas de piel morena.

La decisión del Ayuntamiento de permitió que prosiguiera la demolición de abril, en un momento en que la gente estaba en su casa debido a la pandemia, mostró un insensible desprecio. Después de la implosión, el Departamento de Bomberos de Chicago escribió en Twitter: “CFD brindó apoyo para la demolición de una chimenea en la vieja planta de generación de energía de Crawford, cerca del canal y Pulaski, que ahora está siendo autorizado para un nuevo desarrollo. Ocurrió a las 8 de la mañana del 11 de abril. Sin problemas”.

¿Sin problemas?

Quizás no lo hubo en el sitio de demolición. Pero traten de explicarle eso a las personas obligadas a respirar la espesa nube de polvo que envolvió el vecindario.

Desde entonces, los funcionarios de la ciudad y el estado han intentado controlar los daños. Han ido contra Hilco y la compañía de demoliciones, con multas y más multas.

Pero eso no ha hecho que los residentes de La Villita se sientan mejor.

“Fue nuestra peor pesadilla, pero no fue tan sorprendente”, dijo sobre la implosión Antonio López, asesor y ex director ejecutivo de la Organización de Justicia Ambiental de La Villita (LVEJO). Los funcionarios de la ciudad y el desarrollador, me contó, no habían recibido información de antemano.

“Hay demasiados niveles de falta de respeto”, dijo.

López ve fallas por todas partes, desde los departamentos de construcción y salud que permitieron que el trabajo continúe, hasta el nuevo concejal Mike Rodríguez, que sabía con una semana de anticipación sobre la implosión, pero no advirtió a la gente durante días. Rodríguez, que intentó en vano retrasar la demolición, se disculpó.

Rodríguez me dijo el miércoles que los funcionarios están creando un caso “convincente” sobre la inestabilidad de otro edificio y la necesidad de otra ronda de demolición. La horrible estructura se ve peligrosa al pasar por calle Pulaski. La ciudad ha reducido el tráfico hacia el norte a un carril, alegando la existencia de un peligro potencial.

López tiene poca confianza en que la ciudad y el desarrollador realicen la próxima demolición correctamente.

LVEJO lideró un esfuerzo de 12 años para cerrar la planta de carbón que contaminaba el area. Se cerró en 2012 bajo la administración del ex Alcalde Rahm Emanuel.

El grupo ambientalista participó en un grupo de trabajo de desarrollo para el sitio, hasta que Hilco compró el terreno, dijo López.

Este parece ser buen momento para mencionar que en 2015 Hilco le dio al comité de campaña “Chicago por Rahm Emanuel” una contribución de $50,000. Eso, sin duda, ayudó a allanar el camino para la empresa con sede en Northbrook.

Los planes de desarrollo requieren la construcción de un centro de logística y distribución. Los camiones con motor diesel van a ir y venir. López y otros residentes no están contentos porque eso significará más contaminación en el aire.

“Podría haber sido una historia tan diferente, un brillante ejemplo de cómo construimos vecindarios más saludables y seguros”, dijo López.

Hablé con Rodríguez, el concejal, sobre los repetidos golpes que ha sufrido La Villita. Hizo hincapié en la resistencia del barrio.

Pero todos tienen un límite.

Marlen Garcia es miembro de la Junta Editorial del Sun-Times.

Envíe sus comentarios a: letters@suntimes.com.

The Latest
“This was not an active shooter incident inside the theme park,” a Gurnee police spokesperson said.
Prairie Ridge has six starters back on offense and five on defense. When the Wolves or Cary-Grove returns a core that solid, it spells trouble for the rest of Class 6A.
The boy was shot in the groin and taken to Comer Children’s Hospital in critical condition.
The No. 2 Sky will play the No. 7 Liberty in a best-of-three first-round series starting Wednesday.
Drives in winning run in all three games against Tigers.